LLEGAR A ANDROSS

Vuelve de nuevo a la parte de arriba del templo, y usa el transportador que aparece dentro de la zona que se abre cuando completas el paso anterior. Entra y llegarás a una zona en la que hay una plataforma elevada. Sube a ella por la escalera y ve al medio. Verás que te aparece un enemigo llamado SCALES. Al intentar atacarle verás que desaparece y conseguirás el último Espíritu Krazoa.

Ve a la zona de la nave y coloca el Espíritu Krazoa en la zona iluminada que falta. De esta forma verás unas escenas del juego y también como Fox monta en la nave. En este momento te enfrentarás al enemigo final: ANDROSS.

ANDROSS

Forma de Atacarte: Este enemigo es una cabeza con dos caras. La primera lo único que hace es lanzarte ondas por la boca que tienes que esquivar. La otra cara además de atacarte con las manos, te lanza piedras por la boca y ondas por las manos. Cuando le has destruido las manos, empezará a coger aire para intentar tragarte. Para que no te coja, tienes que usar el giro constantemente (pulsando los botones L o R). En la parte final ambas caras comienzan a lanzarte naves que se lanzan hacia ti.

Forma de Destruirle: A la primera de las caras tienes que dispararla en los ojos y en otro punto que tiene en la frente. Cuando le has destruido los tres puntos, la cara se dará la vuelta y en ese momento tienes que atacar a los puntos débiles que están en las manos. Cuando le has destruido dos veces las manos, empezará a coger aire y te tragará sin que puedas hacer nada. En ese momento aparecerá Falco Lombardi para ayudarte en la misión. El enemigo empezará a lanzarte piedras por la boca y en ese momento Falco te dejará una bomba. Tras lanzar las rocas, comenzará a coger aire. En ese momento lánzale la bomba en el interior para que veas su cerebro. Atácale constantemente por que es en este punto cuando comienza a descenderle la barra de energía. Cuando se lo hagas varias veces, acabarás con él y verás el final del juego.