VolverMONTE ILUSIA

Tras salir de la Cueva Cascada ve hacia la izquierda y enseguida encontrarás la entrada al Monte Ilusia. Una vez dentro encontrarás una cueva cerrada y dos rocas con cara, una a cada lado. Esas rocas tienen una expresión que puede cambiarse a base de golpes, pudiendo tener 4 estados distintos: enfado, tristeza, felicidad y neutral. En este caso, para abrir esta cueva, deberás poner ambas caras felices.

En la siguiente zona sigue el único camino existente y saldrás al exterior de la montaña. Allí encontrarás 3 caras de piedra y tienes que poner a todas en estado neutral para abrir una cueva a la izquierda del todo. Entra por ella y sal por el otro extremo de nuevo al exterior.

Una vez fuera verás una cueva bloqueada por un menhir. Usa la magia de Dríada para romperlo y entra en ella. Dentro sal por el otro extremo para volver al exterior y allí encontrarás una cueva cerrada y a su izquierda una cara de piedra que no cambia de expresión por mucho que la golpees.

No hagas nada y ve hacia arriba, lugar donde encontrarás una cueva cerrada y 5 enemigos-tortuga. Acaba con todas y la cueva se abrirá y además recibirás una nueva arma: el Mazo.

Entra en la cueva, coloca la cara de piedra que hay dentro con la expresión enfadada y vuelve hacia atrás hasta la estatua que no cambiaba de expresión. Verás que la cueva de al lado ahora ya se ha abierto y dentro verás que hay 4 caras de piedra más. Coloca a todas con la expresión triste y se abrirá una cueva arriba a la derecha que te llevará de nuevo al exterior tras atravesarla.

Una vez fuera ve a la derecha y llegarás directamente al Castillo de Granz.

VOLVER
SIGUIENTE